web analytics

Toby

Hace sólo 4 meses que decidimos adoptar un perro, una amiga me habló de Vida Animal, una asociación rescatista de animales, así que les escribimos un mensaje.  Nuestra única condición era que fuese un perro no muy grande de tamaño y adulto.  Ya se sabe que las personas compran o adoptan perros cachorros por educarlos, verlos crecer, etc… pero nosotros queríamos un perro de compañía y pensamos que por qué no uno que posiblemente nunca llegaría a ser adoptado.

Inmediatamente al escribir el mensaje nos llamaron, felices de saber que buscábamos un viejito.  Tenían varios, pero nos mandaron fotos de Toby y así fue, en cuestión de 4 días, apareció esa bola de pelos, 13 kg, que poco ladra e ignora a demás perros y algunos humanos.  En cuestión de 4 meses perdió ya 2 dientes, y rejuveneció varios años.  Jorge, su veterinario, nos dijo que tiene alrededor de 9 años (su nariz y dientes lo delatan) pero si no se dice, nadie lo cree.

La primera foto a color, fue del día en que lo llevamos por primera vez a ver el mar. Se asustaba con la arena, con el sonido del mar, hasta con su sombra.  Desde el tercer día, lo primero que hace siempre al llegar al mar, es meterse a buscar un palo.

Creo, como a gustos colores, pero con la cantidad de perros que hay en las calles, más que comprar deberíamos de adoptar.  Toby fue encontrado con una herida en el costado, una señora le echó agua hirviendo cuando entró en su propiedad.  La herida ahí quedó pero se deja tocar y ya no es un perro nervioso.  Carlos, un rescatista, fue quien lo encontró y adoptó durante 2 años hasta que consiguió su nueva casa, la nuestra. Y así es cada día en las calles de cualquier país, la gente compra un perro y lo abandona porque llegaron las vacaciones, o por la razón que sea… pero los perros son abandonados como si fueran basura.  Es de agradecer a la cantidad de asociaciones que se dedican a tomar perros de las calles y brindarles una mínima calidad de vida, como es el caso de Vida Animal, en Costa Rica.

Toby, es un perro agradecido, ya ladra más y ya no nos ignora.  Ya no hace esa mirada de abandono cada vez que lo dejábamos sólo, nos espera detrás de la puerta y nos sigue a todo lado que vamos.

01

02

03

04

05b

05c

toby

07

07b

08

08b

10

11

tobito

13

Autor: Sylvia Gutiérrez

Fotógrafa y diseñadora costarricense, residente en Barcelona desde el 2005

Comparte esta entrada en

Pin It on Pinterest

Share This

Share this post with your friends!